Cómo hacer frente a los excesos navideños

Cómo hacer frente a los excesos navideños

Con el día de reyes, ayer dimos por finalizadas las fiestas navideñas. Unas fiestas en las que, quien más quien menos, acaba comiendo de más. Y luego una no sabe cómo hacer frente a los excesos navideños.

Ahora todo son propósitos de año nuevo, que se suelen resumir en: aprender inglés, mejorar laboralmente y también en ir al gimnasio hacer deporte.

Y cómo aquí somos muy de hacer ejercicio, porque nos encanta andar en bici, qué mejor que utilizar nuestras salidas para aprovechar y quemar un poco los turrones.

Cómo hacer frente a los excesos navideñosPero no todo es tan fácil… Porque también llega el frío y apetece menos salir a andar en bici a la calle con este tiempo.

Por eso, aquí van unos pequeños consejos:

Cómo hacer frente a los excesos navideños

#1 No te empeñes en sudar más

Si todavía eres de las que tiene la falsa creencia de que sudando se adelgaza, puedes ir quitándotela de la cabeza.

Sudando pierdes líquido, y el líquido pesa, sí. Pero no es lo que nos interesa perder. Al revés, un exceso de sudoración sin un aporte apropiado de agua y sales minerales (sodio, calcio, magnesio…) puede dar al traste con nuestros objetivos y con nuestra salud.

Por tanto, presta atención a abrigarte, pero no te envuelvas en papel film ni te pongas a hacer saunas de una hora, porque no te van a servir. No es así como hacer frente a los excesos navideños.

#2 No dejes de comer

Si he comido mucho, ahora cómo menos y así compenso, ¿no?

Pues tampoco…

No sirve de nada dejar de comer. Al revés, es contraproducente. Tu metabolismo basal (lo que gastas solo por mantenerte viva) se va a ralentizar, va a disminuir. ¡Vas a gastar menos!

Es una de las razones por las que las dietas no funcionan…

Así que mejor, come mejor: cada 3-4 horas, menos cantidad, y sobre todo menos azúcares. ¡Ya has tenido suficientes!

#3 Muévete

Aquí sí. Haz ejercicio.

A tu ritmo, de manera prudente (no comiences a lo loco) y sobre todo, empieza por algo que te guste, que te anime.

Es cierto que últimamente se está demostrando que el ejercicio de fuerza y el de alta intensidad son lo más efectivo, lejos de lo que siempre nos han contado de que es mejor sesiones suaves y largas (y aburridas, les falta decir). Pero de momento, olvídate: empieza, que siempre algo es mejor que nada.

Ahora bien: procura que las sesiones (de entrenamiento o de andar en bici) sean provechosas: No aportes más de lo que gastas.

Por experiencia propia te puedo decir que muchas de nuestras salidas acaban en una cafetería, con un buen almuerzo. Y eso está bien para divertirse, pero desde luego no sirve para hacer frente a los excesos navideños.

Y tampoco te conviene llevarte estos días comida muy rica en azúcares (bebidas incluidas). Hay que comer si se hace ejercicio largo y/o intenso, pero para una salida suave de una hora no te va a hacer falta que tomes nada…

Bueno, ahora ya sabes qué tienes cómo hacer frente a los excesos navideños y sobre todo qué no hacer.

Y tú, ¿cómo lo hacías hasta ahora? Cuéntamelo en los comentarios

Opt In Image
SUSCRÍBETE AL BOLETÍN
Permanece informada de todas nuestras actividades y de las últimas novedades en el blog

Recibe la Guía Práctica con las expresiones y palabras que te ayudarán a entender mejor tu bicicleta.

Tus datos están a salvo, no nos gusta el spam

The following two tabs change content below.
Hola, soy Erkuden Almagro: Fundadora de Mujeres en bici - Bizikume. Apasionada de la bici desde que tengo uso de razón. He pedaleado por medio mundo y ahora trato de contagiar mi pasión por las dos ruedas a otras chicas que también quieren disfrutar de la bicicleta.

Latest posts by Erkuden Almagro (see all)

Un pensamiento en “Cómo hacer frente a los excesos navideños

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.